• Ceci C-Beauty Editor

7 errores que cometés al maquillarte



Como maquilladora recibo muchas consultas acerca de los mejores trucos para lograr un look fresco, rápido y natural. Y con los años me he dado cuenta que se repiten las mismas dudas, es decir, que a la hora de maquillarse suelen caer en los mismos errores. Por eso, para celebrar el día del maquillador, les comparto mis mejores consejos para que no vuelvan a caer en la trampa.


Aqui, un repaso por los errores más comunes que veo cuando se maquillan:

1- Elegir el tono de base más oscuro para aportar color.

Primero en la lista porque es el error más frecuente, elegir el tono de base más oscuro para lograr un aspecto ¿bronceado? Pues no, el color de la base tiene que ser siempre del mismo tono que tu piel ya que su función es la de emparejar el tono y la textura según el acabado que elijas. Como solemos tener sub tonos en la piel lo ideal es que tengas tu tono central y dos o tres tonos diferentes para mezclar e ir creando tu tono ideal.

Si tenés dudas de cómo elegir el tono de base ya sea de forma presencial u online entonces te recomiendo que leas nuestra guía que no falla, haciendo click aquí.


2- Corrector mucho más claro que el tono de las ojeras.

Un clásico que se repite una y otra vez, elegir un corrector más claro pensando que va a cubrir más. La explicación es simple, cuánto más claro sea el corrector que aplicamos sobre nuestra ojera lo que hará será un efecto rebote y en vez de neutralizar nos va a quedar un parche grisáceo. Por eso es conveniente elegir tonos que matcheen con nuestra ojera y para esto nada mejor que guíarse por el tono de nuestra base. Otro tip: aconsejo aplicar primero la base y luego el corrector, de ese modo vemos donde necesitamos cubrir y no aplicamos producto de más.


3- Aplicar el bronzer en todo el rostro.

El bronzer es un producto generalmente compacto de tonalidad tierra que aporta un aspecto bronceado (de acuerdo a la intensidad que queramos) y/ o nos ayuda a marcar el contorno de nuestro rostro, ya que una vez que aplicamos la base y emparejamos el tono nuestro rostro queda plano. Dicho esto, uno de los errores más comunes es aplicar el bronzer en todo el rostro y en vez de resaltar lo que hacemos es opacar la piel y, a veces, sin querer, agregamos años. El truco que no falla para enmarcar el rostro es imaginar una línea que va desde la ojera hacia la comisura del labio y llegar hasta la altura de la mitad de nuestro ojo. En el caso de la frente hacerlo solamente si queremos modificar visualmente la estructura y bien pegado al nacimiento del cabello para que no queden líneas marcadas. Mismo caso para los laterales de la nariz y mandíbula, dibujar una línea muy suave y en estas áreas te aconsejo que esfumes con un pincel bien chico para trabajar puntual y no sombrear de más.


4- No esfumar bien las sombras.

El maquillaje de los ojos es el que más nos gusta por que es el que nos permite explotar nuestra creatividad, pero uno de los errores más comunes cuando se combinan dos o tres tonos de sombras es no esfumar correctamente lo que hace que nuestra mirada se vea más dura. Solo requiere un poco de práctica, no hay mucho secreto, pero si usas un tono intermedio entre el tono oscuro y el tono base verás que lográs esa transición de forma más natural y así no quedarán líneas marcadas. Incluso si usás un solo tono de sombra recordá esfumar los bordes con un pincel limpio sobre la cuenca del ojo y extendiendo hacia afuera.


5- Estirar el ojo cuando delineamos

Parece el camino más fácil pero en realidad esta técnica cambia la forma de nuestro ojo por eso cuando terminamos de delinear y "soltamos" vemos dos cosas: una es que generalmente el delineado no queda bien pegado a las pestañas superiores y segundo que la extensión de la colita queda por debajo de la línea que nos permite crear la ilusión de levantar el ojo, entonces, obtenemos el look contrario que hace que nuestro ojo se vea caído y sin simetría con la profundidad de la sombra. ¿Mi consejo? Probá delinearte con el ojo abierto y siempre mirándote de frente al espejo, incluso podés levantar el mentón y apoyar el dedo meñique en el pómulo para ayudarte.


6- Aplicar la máscara de pestañas solo en las puntas.

Un buen maquillaje de ojos no puede estar completo sin una buena capa de máscara de pestañas. Pero una de las quejas que escucho frecuentemente es: "la máscara se me corre y me mancha el ojo". Lo que suele suceder es que solo maquillan las puntas de las pestañas o desde la mitad hacia afuera entonces así se manchan el párpado superior y a su vez cargan de peso cada pelo lo que hace que durante el día y con el constante pestañeo la máscara caiga y manche sobre las ojeras. He aquí la solución: colocar el pincel justo en la base de las pestañas para que allí se descargue la mayor cantidad de producto y luego hacer un zig zag hacia las puntas, de este modo logramos mayor amplitud, más volumen, arqueamos bien las pestañas y evitamos que el producto se corra con el correr de las horas.


7- No sellar el labial.

En épocas de barbijos/ mascarillas este paso es crucial. Muchas veces escucho que se les corre el labial o que no saben porque les dura poco tiempo, bueno es importante que incorporen el paso de fijar el labial. ¿Cómo? con la ayuda de una servilleta de papel apoyada suavemente sobre los labios (tampoco es cuestión de quitar lo que ya aplicamos) y luego aplicar polvo translúcido con pequeños golpecitos para que traspase el tissue y fije el color, este paso podés hacerlo con cisne o pincel para polvos. Obviamente que vale aplicar delineador en todo el labio y dos capas de labial para reforzar este truco y nuestro color dure por horas.


¿Qué te parecieron estos trucos? ¿Los conocías? Dejanos tus dudas en los comentarios.


#consejosdemaquillaje #erroresdemaquillaje #beautytips #thebeautyblogbyjuleriaque